Publicidad | Vea su anuncio aquí

Enrique Burak: En Dallas, todo se magnifica

221012_cowboys

Tony Romo es a menudo señalado como el gran problema de los Dallas Cowboys, sin embargo, cada vez queda demostrado que no es el único problema (AP-NFL).

- NFL

Los Dallas Cowboys o “Vaqueros de Dallas” son uno de los equipos más populares tanto en la Unión Americana como en México y es por ello que cualquier cosa que haga su pasador, Tony Romo, tiende a magnificarse.

Opina en los foros de la NFL.

Ya he señalado en este espacio que no creo que sea él quien lleve al equipo a escalar al siguiente nivel, pese a la fe casi ciega, que por él ha profesado a lo largo de los años el propietario de los Vaqueros, Jerry Jones, pero también debo destacar que no es el culpable de todo lo que le ha ocurrido a la escuadra de la estrella solitaria en esta campaña.

Su línea ofensiva está en plena reconstrucción y de estos cinco hombres depende que Romo tenga protección y que se abran los carriles para los corredores; han cometido infinidad de castigos, muchos de ellos absurdos; los receptores han soltado pases de manera increíble; y las lesiones se han multiplicado, destacando la del corredor DeMarco Murray.

Por lo pronto, la semana anterior ante Baltimore, Dallas debió haber ganado, de no haber sido porque Dan Bailey falló su intento de gol de campo por primera vez en la temporada. Pero los Cowboys acumularon más de 200 yardas por tierra y durante largos periodos, tuvieron el comando del encuentro.

En la semana 7, Dallas tuvo altibajos, se lesionó Phil Costa su centro titular y, por momentos, no contaron con su corredor Felix Jones, pero aún así ganaron la batalla de la posesión del balón, su defensiva eliminó la peligrosidad de Cam Newton, al que –hay que decirlo– parece pesarle el segundo año en la liga, Romo no tuvo una sola intercepción en el partido por primera vez en el año, y Bailey no falló en esta ocasión, para que Dallas deje atrás una racha de dos descalabros en línea y se ubique a juego y medio de los Giants que superaron en gran partido a los Redskins.

Dallas se encuentra en una parte crucial del calendario en la que recibe el próximo domingo a Eli Manning y compañía, que han ganado tres juegos en línea, para después visitar a los aún invictos Atlanta Falcons y después a los Philadelphia Eagles.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí